Este jueves llega a los cines “Ballerina” una película familiar que anima a nunca bajar los brazos

La niña que soñaba con bailar. París, 1884. La huérfana Félicie abandona su Bretaña natal en persecución de su sueño de ser bailarina. Sin medios, Félicie tiene que hacerse pasar por otra persona para acceder a la elitista escuela de ballet. La dura disciplina y la mezquindad de sus compañeras hacen que su vida se vuelva muy difícil. Pero entonces aparece el imaginativo Víctor que pronto será su alma gemela.
Esta es la sinopsis de “Ballerina”, la producción franco-canadiense que, en silencio, se ha convertido en uno de los grandes éxitos de la temporada, y que esta semana se sumará a la cartelera platense, liderada con holgura por la también bella “Moana”.
Considerada por algunos como la “‘Billy Elliot’ de la animación”, la película llega a las salas de la mano de Nicolas Duval, Yann Zenou y Laurent Zeitoun, de Quad Films, la productora del exitoso filme “Amigos intocables” (2011), película que originó en Argentina, el año pasado, la adaptación “Inseparables” con Oscar Martínez y Rodrigo de la Serna.
Dirigida por Eric Summer (“Interventions”) y Eric Warin (“Bienvenidos a Belleville”), la cinta fue escrita por Carol Noble (“Baby Jake”) y Laurent Zeitoun (“Llévame a la Luna”); y cuenta con las voces, en su versión original, de Elle Fanning (“Trumbo: La lista negra de Hollywood”), Dane DeHaan (“Valerian y la ciudad de los mil planetas”) y Maddie Ziegler (“The Book of Henry”).
La producción se destaca por la recreación que los animadores han hecho de la “Ciudad luz” que, en aquella época, se encontraba en plena revolución industrial: la Torre Eiffel se estaba construyendo y la estatua de la Libertad que hoy es el símbolo de Nueva York, se fabricaba en la capital francesa. Aunque el escenario principal de la película es el Teatro de la Ópera de París, donde se desarrolla gran parte de la acción, y que ha sido fielmente reproducido por los directores.
“En lo que concierne a ese París que se muestra en la película, nuestro director artístico fue hasta los archivos nacionales de la ciudad, para consultar los escritos de la época y numerosas fotos, pues en ese momento la fotografía comenzaba. Una película de animación así, sobre París y sobre el ballet clásico, en formato largometraje, nunca se había hecho”, explicó François-Xavier Aubague, productor ejecutivo de la cinta.
Con ese bello marco de fondo, la historia se desarrolla en el exigente mundo del ballet clásico, un universo de disciplina, trabajo y pasión al que Félicie está dispuesta a ingresar aún sin saber todo lo que le deparará el destino. Y las coreografías, en este sentido, se han convertido casi casi en un protagonista más. De hecho, fueron realizadas por expertos coreógrafos y bailarines: Aurélie Dupont, quien es directora del ballet de la Opera de París y Jérémie Bélingard.
A pesar de su rotundo éxito en Francia, país donde se estrenó a fines del año pasado, y de las elogiosas críticas que desde entonces ha cosechado, “Ballerina” es una producción chica que no pretende competir con los grandes estudios… a pesar de que tengan con qué, por la calidad que han demostrado sus avances de producción.
“No nos sentimos en competencia frontal con los grandes estudios como Disney o Dreamworks. Hemos entrado de forma muy humilde en el mercado de la animación. En cuanto a la temática, ‘Ballerina’ no tiene nada que ver con las grandes películas estadounidenses. Es una cinta que hicimos con nuestros propios medios y un presupuesto limitado, pero tiene, yo creo, una marca diferente; de hecho, es una historia original”, agregó Aubague.
Según contó el productor Yann Zenou en una entrevista reciente, sus influencias a la hora de encarar este proyecto han sido películas exitosas como “Billy Elliot”, “Karate Kid” y “Rocky”, sobre todo por el mensaje de superación.
De hecho, en el filme se hacen referencias a la lucha de clases entre ricos y pobres, y se remarca en la exigencia y el esfuerzo -sobre todo de ensayos y entrenamientos- para lograr lo que uno se propone.
“Ballerina”, una película con buenos valores para inculcarle a los chicos, y un mimo para los grandes que han tenido la posibilidad de conocer París o, por qué no, para los que sueñan, justamente, con conocerla.
cine
Fuente: eldia.com.ar



Notas relacionadas

Dejá tu comentario