Cayó una banda de ancianos estafadores

Sin título

Cayó presa una banda de ancianos que realizaban estafas millonarias. Entre sus miembros, los antecedentes y pedidos de captura datan desde la última dictadura militar. Fueron procesados y embargados por manejar una asociacion ilicita que involucró empresas truchas y dinero lavado en autos y motos de agua.

Pablo Alberto Goldenberg (71), Mauricio Dah (68) y Nelson Pascual Ricci (56) son los líderes de una banda de delincuentes que perpetraba crímenes como estafa, quiebra fraudulenta, falsificación de documentos y hasta hurto. Este trío de estafadores están presos (no es la primera vez) pero sí la definitiva. Su último delito: robar identidades para sacar millones de pesos en créditos, método que usaron desde, al menos, agosto de 2014 hasta principio de este año.

La estafa consistía en utilizar el DNI de un tercero extraviado, robado, falsificado o adultetado, según indica el procesamiento firmado por el juez federal Sergio Torres, para luego utilizarlo de forma ilegítima con el fin de “adquirir productos y servicios, tarjetas de crédito, préstamos en efectivo, cuentas bancarias y chequeras”. Además, adulteraban boletas de servicios públicos y constancias de inscripción ante la AFIP. También montaron sociedades y empresas anónimas para hacer circular cheques adulterados y transformar el dinero de créditos en electrodomésticos y vehículos.

Fueron atrapados luego de haber sido investigados y sus teléfonos intervenidos por el secretario Martín Yadarola en la que intervino la división de Delitos COmplejos de la Policía de la Ciudad de Buenos Aires. Para Yadarola y el juez Torres, no se sabe con certeza cuánto dinero llegó a manejar el grupo que estos tres ancianos lideraban, pero los montos de embargo fueron: 15 millones a Dah; 15 millones a Ricci; y 7 millones a Goldenberg. Les embargaron varios autos y camionetas de alta gama y hasta motos de agua.

 



Notas relacionadas

Dejá tu comentario