Conocé a Amira, la perra que adoptó a un gatito abandonado

Su vínculo comenzó de repente y sin esperarse en un refugio para animales en Siria. Entre tanta violencia y desapego, ambos animales pudieron encontrarse y adoptarse mutuamente.

2695464w1033

Amira es una perra que estaba embarazada de tres cachorros, al cuidado de Mohammad Alaa, en un refugio de animales sirio donde habitan unos 80 gatos.

Hasta ese momento todo era alegría, pero los pequeños nacieron muertos y todo se desmoronó. La perra estaba tan triste que debieron calmarla con peluches, aunque ni eso hacía que el animal cambie su estado ánimo.

2695468w450

Fue allí cuando, captando toda la situación, se le acercó Junior, un gatito bebé que había sido abandonado. Comenzó de a poco, pero pronto pudo crear un vínculo inseparable con su –ahora- nueva mamá perruna.

2695466w740

Tanto es el amor que se tienen, que Amira hasta le hace lugar a la hora de comer, suplantando la tristeza de haber perdido a sus cachorros, por la felicidad de tener consigo a este pequeño.

“Al principio, la gente aquí en Alepo no mostró mucho interés en el refugio, pero al ver todo lo que hacíamos a través de las ayudas financieras que recibimos, cambiaron de actitud. Ahora incluso reconocen lo mucho que estos pobres gatos han aportado a toda la población”,  se expresó Mohammad, quien se muestra conforme y feliz por todo lo que está pudiendo lograr.



Notas relacionadas

Dejá tu comentario