PROFESIÓN DE RIESGO: la policía reprime y detiene a periodistas sin «razón»

Represión y tensión. Ver trabajadores en peligro ya es moneda corriente en las manifestaciones que se hacen cada vez más visibles.

0
Muni Largo

*) Por ROCÍO SCHEFFER WRIGHT, jefa de redacción de PRIMERA PÁGINA.
https://twitter.com/rocioscheffer

Seguramente se acuerden de la foto que se hizo viral de una señora mayor levantando berenjenas del piso con policías de fondo que estaban listos para seguir reprimiendo a todo aquel que se animara a tocar un vegetal.

 

Hoy la imagen, aunque sucedió sólo hace una semana, parece ser difícil de superar. Será que alguien se sintió ofendido, a alguien le habrá molestado que se ilustre de tal manera la situación de Argentina: gente con hambre, que sin importar edad, se agacha para buscar comida mientras el poder mira (y reprime).

En este marco lamentable se dio el “cuadernazo” en el Congreso para denunciar las irregularidades en la licitación de materiales escolares del Ministerio de Educación.

Lo cubrieron periodistas de distintos diarios y portales, pero en medio de una represión casi rutinaria, se llevaron detenidos a dos trabajadores de prensa: Juan Pablo Barrientos, de revista Cítrica y Bernadino Ávila, fotógrafo de Página 12. Este último –sorpresa- fue el que tomó la foto de la anciana y las berenjenas.

“Lo fueron a buscar”, dicen sus colegas. Así se llevaban al autor de una foto que evidenció en los últimos días la miseria del macrismo. #Cuadernazo #Represión

Posted by Gabriela Cerruti on Wednesday, February 20, 2019

El periodismo argentino carga en su espalda con el asesinato de José Luis Cabezas el 25 de enero de 1997, un periodista al que le arrebataron la vida por sacarle una foto a Yabrán, que es hoy en día símbolo de la falta de libertad de expresión. Hoy, veintidós años después, volvemos a encontrarnos con la libertad coartada, y de la mano nada más y nada menos que del Estado, que permite la detención de fotógrafos sin justificación alguna cuando ellos sólo estaban haciendo su trabajo: informar la realidad.

Hoy, 2019 y con un gobierno casi ausente, los policías te señalan con el dedo, te marcan y detienen, olvidándose por completo que su arma dispara balas, y la nuestra dispara flashes y verdades, porque sin libertad de prensa, no hay democracia alguna.

 

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.