jueves 13 de agosto de 2020 - Edición Nº3428

General | 30 jul 2020

Conocido referente estudiantil en La Plata

De Gualeguaychú a la AFA: asumió el delegado más joven del fútbol argentino


Por: Rocío Scheffer Wright

Felipe Martínez Garbino tiene 26 años, estudió en La Plata, es de Gualeguaychú y cuenta ya con un historial en el mundo político como un joven militante y dirigente que va pisando fuerte. Tan es así, que se convirtió este martes en el delegado representante más joven de la Asociación del Fútbol Argentino al asumir como vice presidente del Club de sus amores, Juventud Unida, de su ciudad, acompañando la gestión de Lucio Benítez.

Es por eso que desde este medio nos comunicamos con él en una entrevista donde destacó principalmente que “Juventud es un club que ha crecido mucho en los últimos años” y nos contó la historia familiar que hay allí. “Mis abuelos fueron presidentes del club, mi viejo también, y se conoció con mi vieja ahí. Tenemos una tradición, no hay nadie en la familia que no sea de Juventud”, exc4lamó entre risas.

Con respecto a los clubes del interior y su sustento, Felipe enfatizó en que “hemos sido bastante respaldados por AFA y por el Gobierno Nacional. Hoy con la pandemia hay muchas familias que prefieren comer, y no pagar la cuota de un club, lo que hace que la mayoría de las instituciones del interior tengan un déficit enorme (…) Es una situación muy compleja, por eso hay que agradecer la iniciativa desde AFA y Gob. Nacional en cuanto al aporte que se ha hecho hacia los jugadores y trabajadores en blanco en los clubes.”

En cuanto a mujeres en el deporte, específicamente en el fútbol, Garbino explicó que “es momento que los clubes se aggiornen a las demandas de la época, a las luchas colectivas que se vienen dando. Ha crecido la cantidad de mujeres que quieren jugar al fútbol y los clubes tienen que estar con las puertas abiertas”.

En ese marco, destacó la urgente necesidad que tienen como institución de crear una Secretaría de Género, para poder combatir desde su lugar a la violencia machista.

Además, nombró a Lucía Barbuto, presidenta de Banfield, como una persona “que puede tomar un rol preponderante, en un espacio para transformar y donde se discuten posiciones de poder" en cuanto al espacio que ocupan las mujeres en el fútbol. 

Asimismo hizo énfasis en los cambios generacionales, como por ejemplo es el caso de Javier Cartier, quien preside el club Excursionistas. “Él se encontró con un club lleno de violencia y una directiva destrozada, pero logró una transformación dentro del club”, dijo.

Al hablar del presente de la AFA, Felipe se refirió al Chiqui Tapia como alguien que “la encontró acéfala, totalmente dividida. Era un fútbol que necesitaba hacer algunos cambios, y llegó una persona que pudo sentarse a hablar con los distintos sectores. (…) Hay que continuar con  esta transformación, el objetivo es encontrar la vuelta de rosca para no seguir discutiendo temas de asenso, descenso. Tienen que quedar las reglas claras para los equipos que menos recursos tienen, porqueque cualquier decisión de AFA los afecta. Ese es uno de los desafíos que tiene, pero creo que si pudo unificarla dirigencialmente, también podrá hacerlo en este sentido”.

Por último, remarcó la importancia que tiene para los equipos más “chicos” poder llegar a Primera. y agregó que “hay que evitar que el fútbol se encamine al fútbol de los poderosos, que se dispute sólo entre 5 clubes. A veces parece imposible ser un club chico y llegar a primera, pero se puede. Hay provincias que nunca tuvieron equipos en la A. Es importante rever eso para que haya un fútbol más federal”.

Para coronar, nos contó cuál es su sueño máximo: “ver a Juventud en primera”, y algo un poco más colectivo: “que el fútbol argentino sea vanguardia mundial”.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS