“La reducción del gasto no afectará las obras”: El plan hidráulico en La Plata, por dentro

Más de 210 millones de dólares y 68 obras a lo largo y ancho de La Plata. El ambicioso plan de infraestructura bonaerense avanza a paso firme y sin pausa con un solo objetivo detrás: que las lluvias dejen de ser un problema para decenas de miles de platenses en toda la ciudad. El fantasma de la inundación del 2013 y qué se hace hoy para evitar que la tragedia vuelva a ocurrir.

La Región Capital es una de las prioridades provinciales. En La Plata se prevén inversiones por más de 210 millones de dólares. Se trata de 60 obras hidráulicas de gran interés, 45 de las cuales ya fueron terminadas. Todo con un solo objetivo: poner fin a las cíclicas inundaciones que afectan a la ciudad.

Más de 1.155 millones de pesos invertidos, media docena de puentes, 58 mil metros cúbicos de hormigón y 13.543 metros de trabajos ininterrumpidos. El plan de obras hidráulicas que se lleva adelante en el Arroyo El Gato es tan impactante como necesario. Se trata de una de las cuencas más problemáticas en la ciudad.

Foto: AGLP

“La Provincia tiene 64 cuencas en su territorio, 8 son prioritarias y en ellas hemos puesto nuestro foco de interés e inversión. En conjunto, nuclean a más de 13 millones de bonaerenses”, explicó el subsecretario de Infraestructura Hidráulica del Ministerio de Infraestructura bonaerense, Luis Giménez, mientras señalaba río abajo desde las obras en el puente ubicado en Camino Parque Centenario entre 514 y 515. Aunque enseguida agregó que “la obra se encuentra casi toda terminada” y solo resta una etapa de ampliación de los puentes que cruzan la cuenca y algunos trabajos de canalización en su desembocadura.

El sinuoso cauce del Gato se extiende por más de 35 kilómetros. Desde su nacimiento en Melchor Romero hasta su desembocadura en el Río Santiago, en Ensenada; cruza la ciudad en toda su extensión bordeando barrios y casas que se apilan a pocos metros del agua. Durante los últimos dos años, la Provincia y el Municipio debieron impulsar la relocalización de un importante número de vecinos para poder llevar a cabo las obras previstas.

Foto: AGLP

La trágica inundación del 2013 le puso un límite a las promesas incumplidas. Cinco años después, el gobierno de María Eugenia Vidal asegura llevar adelante el programa de infraestructura más ambicioso de la historia, un plan en el que Giménez no pierde la confianza: Esperamos que todas estas obras que están en el plan maestro de la cuenca de la región capital nos ayude a mitigar el impacto de un exceso hídrico y no debamos vivir más lo que se vivió en la inundación pasada”. Aquellos 2 y 3 de abril, las lluvias, la desidia del Estado y la falta de previsión causaron la muerte de, al menos, 89 personas en La Plata.

Las obras en el Arroyo del Gato son trascendentales para evitar nuevas inundaciones. “Una cuenca con la magnitud como lo es la de la Región Capital requiere de etapas distintas. Abordamos la del Gato que es la más importante porque conduce gran parte de los desagües pluviales de la ciudad hacia el Río de La Plata”, remarcó Giménez al respecto.

Foto: AGLP

Podemos decir que entre agosto y octubre de este año vamos a terminar con la totalidad de las etapas y a partir de ahí continuaremos con las obras complementarias y la construcción de los derivadores de las avenida 15 y 17, obras particularmente importantes para La Plata”, añadió a este medio el director provincial de Obra Hidráulica de la mencionada cartera, Mario Gschaider.

Luis Giménez y Mario Gschaider – Foto: AGLP

Los trabajos avanzan a paso firme, pero no son nada baratos. En medio de la crisis fiscal anunciada por el gobierno nacional a cargo del presidente Mauricio Macri, la disminución del presupuesto para el área es una preocupación palpable. El plan de obras que tiene la Provincia de Buenos Aires en materia de infraestructura para este año es de casi 33 mil millones de pesos y no va a sufrir ningún impacto respecto de la reducción del gasto público que está llevando a cabo el Gobierno, señaló Giménez a 0221.com.ar para poner paños fríos sobre el tema.

Para evitar dilaciones, la Provincia se encuentra mudando su sistema de financiamiento a uno mixto en el que el aporte de organismos multilaterales representan un 50% del total presupuestado, lo que asegura la disponibilidad de recursos para que las obras se completen. Es que “las cuencas no distinguen de territorios y colores políticos, las cuencas drenan e involucran a mucha gente y muchos territorios”, señaló Giménez, quien enseguida agregó: “Obra que se empieza, obra que se termina”.

 

Fuente: 0221.com.ar



Notas relacionadas

Dejá tu comentario